siguenos en facebook Canal de youtube siguenos en Twitter siguenos en Google+ Sígueme en Likedin

Wednesday, April 15, 2015

Megatendencias en Comunicación para el 2015


Cuánto sabes sobre el curso de nuestra especialidad. En general, cuánto sabes sobre las tendencias de nuestra sociedad en un entorno globalizado

En este caso específico encontré un par artículos que me parece interesante compartir con ustedes.  Ambos tienen que ver con los cambios y tendencias que se están viniendo en el campo de las comunicaciones  corporativas y las relaciones públicas, situación que está dinamizando tremendamente el campo.


Como hemos conversado en anteriores oportunidades la sociedad del conocimiento se basa en tres elementos hardware/software, redes de telecomunicaciones, y generación de contenido. La dinámica de esto tres elementos se ha acelerado tanto, que se estima que cada seis meses cambiamos de tendencias tecnológicas. 


Pero cuáles son los trends para lo que queda del año. En el post 11 tendencias en comunicación y relaciones públicas para el 2015 de Cristina Aced podemos leer las siguientes tendencias que define así:
1. Más contenidos de marca: las marcas seguirán apostando por convertirse en editoras en contenidos. 
2. Más poder de elección para el usuario, que en definitiva es quien decide dónde, cuándo y en qué formato desea consumir los contenidos. 
3. Adaptación del contenido a cada pantalla y a cada formato, para que sea cual sea la elección del usuario, siempre pueda consumir los contenidos en el soporte que elija: tableta, móvil, coche conectado, smartwatch… 
4. Recuperación del mapa de stakeholders. Que hay públicos más allá de los periodistas y los clientes es algo que todo profesional de las relaciones públicas debería saber, porque es la base de esta disciplina, pero la llegada de lo digital ha servido para recuperar el interés por algunos stakeholders que durante un tiempo fueron los grandes olvidados y ahora tienen más visibilidad gracias a los medios sociales: empleados, accionistas, proveedores, clientes de la tercera edad… 
5. Potenciación de experiencias, que al final es lo que hace que el usuario recuerde a la marca. Hay que hacerle vivir algo único, que se sienta especial y que se apasione por la marca. 
6. Usuarios más doers y makers. El acceso a impresoras 3D permitirá que los prosumers sean todavía más activos y se atrevan a convertirse en creadores. 
7. Aumento del clickactivismo: de la política 2.0 se ha pasado a la movilización ciudadana 2.0, que está alcanzando cierto grado de madurez. 
8. Más datos y más investigación. El big data será cada vez más big y ante tanta cantidad de datos, la investigación y el análisis se hacen (aún más) imprescindibles. 
9. Más análisis. No solo hay que escuchar activamente la Red sino también analizar regularmente los resultados obtenidos para reajustar y mejorar la estrategia. 
10. Redefinición de la privacidad y la conciliación. La nuevas posibilidades de conectividad hacen que lo laboral invada nuestra vida personal y redefinen el entorno de trabajo, cada vez más móvil, flexible y remoto. 
11. Conexión everywhere, puesto que cada vez hay más dispositivos conectados a la Red: tuberías, coches, relojes, ropa… 
12. Y más desconexión: en paralelo a la posibilidad de conexión total 24×7, crecerá el interés por los momentos de desconexión del mundo digital.
Pues bien, de esta lista podemos inferir varias cosas que son interesantes. 

Lo primero es que empezamos a cohabitar en un mundo de conexión perpetua. De hecho estoy seguro que los nativos digitales y millenians no conciben un momento sin Internet. 

Luego, cada vez más aparatos están conectados a Internet, con lo que poco a poco entramos al mundo de los objeto inteligentes; teniendo a los smartphones como principales hubs de gestión de tu actividad en la red y el mundo real. 

La conexión 4G está haciendo que el proceso se dinamice de forma extraordinaria; y para enfrentar este desafío las marcas están interactuando mucho más con los usuarios a través de la generación de contenido relevante y atractivo.

En la web PR Conversations encontré algunas otras variables descritas por Heather Yaxley igual de interesantes que destacan de la siguiente manera y que reseño a continuación: 

1. Future demands smart personalisation
Mobile first is the default for 2015 with 4G, optimised websites, apps and device integration each contributing to an ‘always on’ communications environment. With the online world perpetually to hand, the demand is for smart personalisation of communications to deliver what people want, when, where and how they want it, without compromise.
Technology increasingly enables the selective ‘pull’ of information to meet personal needs, and also supports a targeted ‘push’ approach. Filtering presents opportunities, but also acts as a barrier, particularly for change communications when those with existing attitudes block out messages they don’t want to hear.
Líneas arriba hablábamos de que los smartphones son el hub de las comunicaciones, esto está llevando consigo el suministro personalizado de información, cada vez a escalas más individuales. Esto implica fondo: tipo de información, cantidad de información, calidad de información; y forma: apps, unificación de redes sociales, diversificación en redes sociales, etc.

El otro reto es generar atracción y compromiso. Vivimos en el mundo en que un usuario puede bloquear a tu marca apenas se sienta aburrido, o considere que el contenido no es relevante u óptimo.

2. Tailoring the 4Ts – techniques, tools, technologies, terminologies
The past decade has seen incremental development of an ever-larger array of techniques, tools, technologies and terminologies (the 4Ts) becoming part of the professional communicator’s toolkit. In 2015, effective application must go beyond familiarisation with the latest shiny new gizmo or gadget, and involve tailoring the 4Ts appropriately for all online users.
Knowing what is required is critical – even more important is being able to justify a tailored approach to show why certain techniques, tools, technologies and terminologies are relevant in specific situations. Best practice is not a single solution but expert utilisation of what is right at this moment in 2015.
Este aspecto tiene que ver con las competencias que los comunicadores deben manejar en términos del uso de técnicas, herramientas, tecnologías y terminología comunicacional digital, aplicadas a cada situación específica. No basta conocer qué es lo nuevo, sino enfrentar el desafío de aplicar la solución más efectiva.

3. Building multi-dimensional profiles to rank key influencers
The promise that ‘big data’ could automate organisational communications has proved a fallacy. It takes people to understand people and gain sufficient insight to guide decision-making. In 2015, the trend will be to build multi-dimensional profiles to truly, madly and deeply understand our key influencers.
Rich qualitative and quantitative data that relates to individuals, not averages or generalisations, is required to understand who needs to be engaged, who will be valuable advocates, and who will emerge as activists and challengers. Our understanding of influence needs to be more sophisticated with a matrix of factors incorporated in ranking and relationship building.
El reto durante este periodo, una vez identificado a los principales influenciadores de la industria en la Red, es crear un ranking multi-dimensión de cada uno de ellos; que nos permita comprenderlos, y examinar la mejor manera de generar corrientes de opinión positivas en relación a nuestra marca, compañía o industria. 

4. Evidencing value from strategic planning
The era of employing a ‘digital native’ to churn out digital communications and social media content is over with recognition that this is a strategically significant function. Integration with top-line goals and plans is vital and evidence is required to secure the professional resources required to deliver value across the organisation.
Professional communicators are required to deliver verifiable evidence requiring ‘hard’ skills (research, analysis, assessment, forecasting, budgeting, etc), alongside ‘soft’ human engagement and technological competencies. The flow of tangible as well as proven intangible benefits arising from investment in digital communications and social media are becoming important key performance indicators in the public, private and not-for-profit sectors.
Se viene experimentando la necesidad de contar con profesionales competentes en términos de planificación de las comunicaciones, alineadas con los objetivos estratégicos de la compañía. Esto supone un conocimiento claro de gestión de presupuestos, planeación de actividades estratégicas y tácticas; así como desarrollo de habilidades blandas, y conocimientos tecnológicos. 

La parte relativa a gestión de la comunicación digital es muy importante como para dejarla en manos no expertas o desconectadas con la gestión estratégica de la marca.


5. Securing a reputation for content leadership
Content creation and curation need to step up a gear in 2015 as only the best will secure a reputation for content leadership and cut through the morass of online clutter.
A focus on online marketing of content has seen aggregation, ‘cut and paste’ copying, superficiality and promiscuous pitching of uninspiring ‘storytelling’ dominate at the expense of relevant, informed, and meaningful material.
Those who secure a reputation for content leadership will be increasingly valued as influencers and trusted sources. These may be individuals, traditional media brands, organisations, celebrities – in fact, anyone – who applies a mindful approach in managing their online presence with care. Authenticity may be found in paid, owned, earned or shared media, but adopting a mindless approach to seeking coverage that’s more about saturation than satisfaction lacks any genuine credibility.
Como también hacíamos referencia líneas arriba, vivimos en la era del marketing de contenidos, pero ¿qué es realmente la gestión de contenido? No se trata de agregar cualquier historia relativa a nuestra marca, se trata de producir temas significativos para nuestras audiencias, que generen un vínculo adicional entre ellas y nuestro negocio. 

La gestión de contenidos debe ser inteligente y planificada, y además debe permitirnos liderar la industria ofreciendo material de calidad. 


6. New approaches to risk, issues and crisis management
The old ‘certainties’ and ‘rules’ of identifying risk, issues planning and crisis management cannot simply be replaced with simplistic advice as the online world presents a more complex, dynamic environment. Readiness remains essential, but responses need to be proportionate and increasingly situational – ie being able to recommend and implement a considered solution, in a timely manner according to the particular circumstances.
The nature of online risk, issues and crisis continues to develop, from irritating Twitter trolls to more serious strategic hacking threats to corporate security. Communications insight is required alongside legal and technical expertise within cross-functional teams. Specialist understanding from a variety of perspectives enables clearer consideration of digital developments in the real-time, ever changing context that creates predictable and entirely unexpected threats and opportunities.
My position is that whilst the nature of digital and social media communications continues to evolve, it is vital for communication practitioners to develop the competencies that support organisations in staying ahead of the competition and to be able to weigh the balance between early adoption and being left behind. I’m a pragmatist, so tend to view digital hype and, indeed, forecasts/trend type posts with some cynicism. But having been involved with this course through two cohorts in 2014, I felt it was useful to reflect and look forward.
Aquí el reto está en cómo enfrentarse a una situación de crisis comunicacional en Internet, que siempre es tan dinámica y desafiante. Viejas recetas y soluciones generales no son suficientes. Se requieren soluciones que se adapten a las necesidades de cada momento específico. 
El reto va más allá que lidiar solamente con los trolls de Twitter, sino que requieren una mirada integral que abarca un trabajo coordinado con diferentes equipos: legales, técnicos, comunicacionales, etc.
El responsable de un entorno tan cambiante, debe ser capaz de gestionar la incertidumbre e identificar riesgos y oportunidades en cada momento determinado. 
Finalmente, el reto de los comunicadores está en saber comprender y adaptarse a los cambios que ocurren ya mismo, en este instante; ¡Y SABER SURFEAR LA OLA!

BONUS TRACK:

Contáctate conmingo:















No comments: